Con la XIII Bienal de La Habana en marcha, el co-director de la Galería Continua Lorenzo Fiaschi reflexiona sobre sus proyectos en La Habana, incluido el espacio Arte Continua en Barrio Chino y el centro cultural y comunitario propuesto, El País del Arte. En una entrevista por correo electrónico justo antes de la inauguración de la Bienal (editada por extensión), Fiaschi describió la visión detrás de El País del Arte y el lugar de Arte Continua en la escena artística de La Habana.

¿Cómo describiría El País del Arte? ¿Cuál es su propósito? ¿Qué tipo de actividades se celebrarán allí? 

El País del Arte quiere ser un espacio polivalente, dedicado a la creación artística y a la sostenibilidad social. Será un nuevo lugar para Cuba y en especial para La Habana, que se propone existir para estimular el intercambio entre la diversidad y para crear un espacio donde las consignas sean la creatividad, la innovación y el respeto.

Se imagina este lugar como una plataforma para producir exposiciones que puedan realzar la escena local y al mismo tiempo facilitar que la escena internacional sea visible y tangible para los cubanos.

Otras direcciones del País del Arte serán los performance, la gastronomía, las residencias de artistas y los espacios de co-working modulares.

El edificio de El País building, sitio del propuesto centro comunitario El País de Arte.
Foto: Lorenzo Fiaschi, cortesía de Galleria Continua.

Además, dada la historia del lugar vinculada al conocimiento, queremos establecer una biblioteca participativa donde, aprovechando las nuevas tecnologías, el arte y la sociología se sientan en conexión a todas las bibliotecas del mundo especializadas en arte.

¿Qué te impulsó a elegir el edificio que El País del Arte ocupará como segunda posición para tus actividades en La Habana? De lo que hemos leído en línea, fue construido en 1941 como la sede del periódico El País, y es un ejemplo de estilo Art Deco adaptado a la arquitectura cubana.

Un día, un querido amigo arquitecto cubano me mostró la fachada de este edificio. Lo encontré espléndido, anómalo y fuerte. Le pregunté qué había en él y dijo que estaba abandonado, pero que tenía una historia gloriosa. Inmediatamente sentí el deseo de encontrar una idea, una solución que reviviera este maravilloso lugar.

El País es un lugar histórico y muy importante para la cultura nacional. En este sitio se imprimieron las primeras ediciones (millones de ejemplares) de la gran novela “Don Quijote de La Mancha” de Cervantes, destinadas al pueblo cubano, contribuyendo así al proceso de divulgación de la literatura en todo el país.

Este lugar histórico debe seguir siendo un centro importante en el proceso educativo del pueblo cubano, un lugar de cultura para el país. De hecho, este proyecto anhela contribuir al esfuerzo que Cuba hizo en las últimas décadas para llevar la educación y la cultura a todos. Los datos de IndexMundi demuestran que la tasa de alfabetización en Cuba, de 99,8%, es superior a la de España, que se detiene en el 98,3%, y según los datos de la UNESCO Cuba tiene el más alto grado de escolaridad en América Latina y el mayor número de doctores por habitantes en el mundo.

Asistentes fuera de Arte Continua para su inauguración Bienal.
Foto: Cuban Art News.

¿Cuál es la relación entre El País del Arte y Arte Continua, el espacio de Galleria Continua en el Barrio Chino?

El País del Arte y Arte Continua son dos proyectos distintos e independientes uno de otro.

Arte Continua ha existido durante 4 años en un barrio muy poblado y animado de La Habana, el Barrio Chino. Hasta la fecha, entre conferencias, talleres, performances y exposiciones, Arte Continua ha realizado 114 eventos, buscando ser un espacio dinámico para el público del arte con el propósito de sensibilizar y acercar este público “al mundo del arte” a través de exposiciones por artistas cubanos e internacionales.

El interior de Arte Continua, con una vista parcial de la exposiciíon por la artista ucraniana Zhanna Kadyrova.
Foto: Cuban Art News.

El País del Arte pretende ser un centro cultural, comunitario y de desarrollo sostenible, artístico y social, donde las diversas realidades del mundo del arte y la sociedad se reúnen para conjugar pasado – presente y para renovar y dar a luz un futuro donde la sensibilidad y el respeto siempre lleguen primero que la superficialidad y vanidad.

El proyecto, si fuera aprobado, no será una segunda posición de Arte Continua ni lo ocuparemos nosotros. Si el gobierno nos diera esta oportunidad, nuestro deseo es que este edificio sea animado por diferentes actores de la cultura, locales e internacionales.

¿Qué planean ustedes para Arte Continua durante la Bienal?

Estamos trabajando en varios proyectos que formarán parte del Programa Colateral de la Bienal. Entre ellos se encuentra una exposición de la joven artista ucraniana Zhanna Kadyrova en Arte Continua; un proyecto de grandes instalaciones de José Yaque en la UNAICC (el colegio de los arquitectos) y una colaboración con JR en el espacio público.

Una vista parcial de «Gigantes, asomándose a la ciudad,» 2019, por el artista francés JR, instalado en el muro del edificio de Arte Continua. 
Foto: Cuban Art News.

La Bienal Central incluye importantes proyectos con la participación de numerosos artistas con quienes trabajamos: Leila Alaoui en la Fototeca de Cuba, Moataz Nasr en el Pabellón Cuba, Carlos Garaicoa en el Museo Nacional de Bellas Artes, Alejandro Campins en la Biblioteca Nacional, José Mesías en el Centro de Desarrollo de las Artes Visuales y Susana Pilar sobre el Malecón habanero, entre otros… No nos aburriremos, estamos emocionados de ver y trabajar en proyectos tan fuertes y ambiciosos.

Otra vista de «Gigantes, asomándose a la ciudad,» 2019, por JR.
Foto: Yamil Lage/AFP

¿Qué planean para El País del Arte en la Bienal?

Nuestra idea para este espacio durante la Bienal no era hacer exposiciones (…demasiado prematuro), sino que primero queríamos limpiar las salas para mostrar el palacio donde El País imprimía el periódico, y hacer una presentación para contar la historia de este lugar y explicar este nuestro proyecto de renacimiento.

¿Tiene una fecha de apertura?

El País del Arte es un proyecto ambicioso e importante que hemos presentado al Ministerio de Cultura, que ha demostrado interés y atención. Es un proyecto que necesita de un amplio consenso y por lo tanto debe ser concertado con muchas partes a fin de que sea aceptado y apoyado por todos.

Desafortunadamente, dados los de fuertes fenómenos meteorológicos que han afectado a Cuba y el compromiso de todos los miembros del gobierno que trabajan en la transición histórica que vive el país, es decir, la nueva va constitución cubana, se han establecido otras prioridades en este momento.

Lorenzo Fiaschi, al centro, con JR, a la derecha, y el niño de «Gigantes, asomándose a la ciudad» y su padre.
Foto: Cuban Art News.

En un reciente artículo en el Financial Times describiste la colaboración de El País del Arte como integrada por Galleria Continua, el gobierno cubano, un coleccionista privado anónimo y la Fundación Michelangelo Pistoletto. ¿Cómo funcionarán conjuntamente estos actores en la gestión del espacio?

Ya estamos todos muy implicados en el país.

Una obra por José Yaque, que presenta una exposición individual durante la Bienal.
Cortesía de Galleria Continua.

Michelangelo Pistoletto trabaja de forma constante en Cuba desde 2014 junto a Laura Salas Redondo, curadora cubana que, con un equipo cubano, coordina el amplio número de actividades de la Embajada Tercer Paraíso en Cuba. El coleccionista privado en cuestión es, además de un gran amante del arte y de la cultura en general, un gran amigo de Cuba.

Una obra de José Yaque en su exposición personal en el edificio de la UNAICC, La Habana.
Foto: Cuban Art News.

¿Hay algo más que quieras añadir? ¿Algo que no hemos tocado y que usted piensa que debe incluirse?

Habría mucho que decir, pero recordaré una anécdota durante la Bienal de 2015 que abrió mis ojos a Cuba.

Una instalación por José Yaque en su expo personal en la UNAICC. Las botellas in his solo show at the UNAICC, Havana. Las botellas contienen licor infundido de frutas; una botella similar fue abierta y servida en la inauguración.
Foto: Cuban Art News.

I was in the Plaza de Armas in front of Nikhil Chopra’s cage—where, for some days, without ever living the cage, Nikhil made an incredible performance. Next to me a young woman was passing by with her daughter, who was about ten years old.

This woman, after watching Nikhil and carefully observing what was happening, turned to her distracted daughter, and said: «Listen to me! I cannot explain what is happening” (—a sign of humility to admit you don’t know) “but it is important for you to understand the if the artist is doing so he has his good reasons!” The girl smiled broadly and sat on the ground, doubling her attention on what was happening. She had decided she wanted to understand.

What a delicate lesson. This is Cuba for me.