Vista de la exposiciíon CCC 2016 en la Galería Orígenes en el Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

Consuelo Castañeda (1958) es una artista contemporánea que forma parte de una larga tradición de profesoras artistas en Cuba, como Maria Pepa Lamarque, Isabel Chapotin y Amelia Peláez, entre otras. Activa en la isla durante la década de los 80s en el Instituto Superior de Arte tuvo alumnos hoy artistas, como Tania Bruguera, Tomas Esson, Glexis Novoa, Ciro Quintana, Ana Albertina Delgado, y Luis Gómez entre otros. Castañeda fue gestora y educadora de toda una generación que floreció a finales de la década, y que en mayoría han escogido vivir fuera de la isla.

Castañeda regreso a la Habana para presentar una exposición retrospectiva de su trabajo después de casi tres décadas de ausencia. La muestra CCC 2016 se pudo ver en la renovada galería Origenes del Gran Teatro de la Habana «Alicia Alonso» (antiguo Garcia Lorca), entre Agosto 26 – Octubre 23, 2016.

Asistentes en CCC 2016, la expo presentado en la Galería Orígenes, en el Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

En una conversación con Rafael DiazCasas, Castañeda habla sobre su arte, su exposición, y el evento mañana.

¿Cuáles son las razones que te hicieron regresar a la Habana?.

Es difícil determinar una razón precisa por la cual regreso a la Habana después de tantos años, especialmente cuando los vínculos familiares o afectivos no son el motivo de mi viaje. Si sumas que por haber decidido vivir fuera, y no regresar en tanto tiempo, ese contexto me resulta ajeno, extraño.

Sabes, de alguna manera me movió la curiosidad por constatar personalmente los cambios de la escena socio cultural cubana, tan comentados en los Estados Unidos, así como la visita de Obama y su llamado al desarrollo de la conectividad de internet. Además el uso de la cibernética en las artes dentro de la isla también fue un elemento de motivación fundamental en mi decisión de regresar.

Asistentes en CCC 2016, la expo por Consuelo Castañeda in La Habana.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

¿Cuéntame más de como fue el proceso?.

En un primer viaje, y de una manera muy personal, sin grandes expectativas, comienzo a concebir la posibilidad de incursionar e intentar relacionarme con el escenario artístico actual habanero. Ten en cuenta que muchos de mis conocidos y amigos ya no están en la isla.

En el ínterin, Heriberto Cabezas, Asistente de Alicia Alonso me puso en contacto con Miriam P. Casanellas de la Galería Origenes, que en ese momento estaba preparándose para reabrir. Ella me invita a desarrollar un proyecto de exposición.

Se inicia entonces un grato intercambio con jóvenes creadores quienes me ayudaron humanamente a poder realizar esta exhibición y me propiciaron adentrarme a sus grupos intelectuales como una persona amiga sin diferencias conceptuales ni generacionales.

Es entonces cuando realizo dos viajes cortos de carácter exploratorio que me permitieron definir el propósito de la muestra CCC 2016.

Fue así como me propuse exponer mi labor creativa como un todo, no limitarla a mi producción de los 80s, que es donde se encontraba estigmatizada mi obra en Cuba, básicamente por desinformación.

Vista de la exposiciíon CCC 2016.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

Entre otros un aspecto que me intereso mucho exponer fueron mis proyectos relacionados con la arquitectura como componente de una modernidad en ruinas. Asunto este que he venido tratando desde hace un tiempo, no a partir de la melancólica constatación de un pasado en ruinas sino de la responsabilidad de operar en su conservación. Tampoco podía dejar fuera el diseño, labor a la que me he dedicado profesionalmente por años.

Así fue creciendo la idea en mí de hacer una exposición de actualización de mi trabajo y se transformó en algo más grande.

Carteles y otros diseños gráficos por Consuelo Castañeda en la expo CCC 2016.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

Por lo que me dices, la muestra se convirtió en una especie de retrospectiva. ¿Cómo la trabajaste?.   

Ya anteriormente en la exhibición For Rent en The Americas Society en New York (2011) había estructurado una metodología de presentación de la obra como información de sí misma que me resulta útil nuevamente en esta muestra.

Ante la imposibilidad de tener las obras originales, la complejidad que esto implica, considere esta como la solución adecuada, y así pude completar y compilar la presentación del trabajo reciente. De manera flexible fui trabajando con el preconcebido espacio de la galería, para crear un dialogo que abarca mi carrera hasta hoy pero no necesariamente es cronológico, sino estructurado por núcleos de interés.

Video en la expo CCC 2016.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

Suena interesante, Consuelo, hasta donde sé, no creo que con anterioridad se haya presentado exposición así en la isla teniendo como base la obra de un solo artista.

Bueno, esta estructura me dio flexibilidad y me abrió la coyuntura para analizar toda la obra realizada, así como la posibilidad de identificar y escoger dentro de mi propio trabajo lo que llamo constantes conceptuales.

A mí me ha dado mucho gusto el proyecto, porque incluso la obra de los 80s, que está en colecciones privadas en Cuba, mucha no se ha había mostrado en público. He disfrutado re-encontrarme con estos trabajos una vez más. Te diría más, ha sido increíble para mí pues la información que tenia de estas obras de los años 80s era muy precaria, así que las he podido documentar apropiadamente.

Un diseño gráfico por Consuelo Castañeda en CCC 2016.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

Este núcleo de los 80s en la retrospectiva tuvo como peculiaridad que pretendí fuera cambiando en la medida que otras piezas hechas por mí fueran apareciendo, mientras ofrecí a cambio restaurarlas.

¿Incorporaste algún ángulo en la muestra donde te propusiste abordar temas autobiográficos?.

Si claro. La Disolución del Yo (CCC) es una pieza significativa dentro de la muestra, no solo porque le da nombre, sino porque está asociada especialmente con la experiencia autobiografía.  La idea es sencilla, uso el símbolo de copyright con las iniciales de mi nombre,  mientras que el color de la impresión se diluye en la medida que “es”, en el proceso de ser. O sea, mientras más se usa, se imprime, se va desgastando.

La otra pieza estrictamente personal es Untitled, from the series Seed-Split (1998), la serie de fotografías tomadas con mi madre, la última vez que coincidimos antes de ella morir, donde aparecemos desnudas en posición fetal en el suelo. Antes de CCC 2016 esta si es la única pieza reciente mía expuesta en Cuba, en una expo co-lateral durante la pasada 12 Bienal de la Habana. Paralelamente en Miami, en el PAMM, se estuvo exhibiendo la otra serie de fotos de esa serie que hice de nuestras manos acopladas imitando la forma de espiral.

Vista de la expo CCC 2016. A la izquierda, las obras incluyen imágenes de Castañeda y su madre: Untitled (sin título), 1998, de la serie Split-Seed; y obras de otra serie, con las manos imitando la forma de espiral.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

Pero también CCC tiene que ver también con las siglas de Centro Cultural Cibernético que desarrollaste en durante la exposición. Explícame de que va. ¿Cuál fue su objetivo?. ¿Cómo funciono?.

La idea del Centro Cultural Cibernético la vengo desarrollando desde el 2001, y la he usado de diferentes maneras, siempre en relación y en función del contexto de cada exposición donde lo he presentado.

En este caso lleve conmigo un disco duro informático donde compile información general sobre arte, filosofía, moda, arquitectura, nuevas tecnologías, etc. con la idea de compartirla en la isla con artistas jóvenes. Al mismo tiempo se desarrolló un taller informático de creación con una tecnología digital de tercera dimensión que no necesita accesorio visual, y no conocida en la isla.

¿Tengo entendido que usando el marco del Centro Cultural Cibernético fue que colaboraste con la Catedra de Nuevos Medios del ISA?. Cuéntame más porfa.

Pues en mis viajes exploratorios previos la única institución que visite en Cuba fue el ISA, y especialmente el Departamento de Nuevos Medios, que dirige mi ex-alumno Luis Gómez. Para mi sorpresa su labor de enseñanza posee la misma dedicación y pasión que yo había compartido con él, siendo su profesora.

Fue muy satisfactorio además ver que los contenidos que impartía estaban relacionados con la cibernética y el uso de nuevos medios digitales, universo en el que me he inmiscuido desde hace unos cuantos años. Así que el encuentro no solo dinamizo, sino que definió, la creación del Centro Cultural Cibernético dentro de mi muestra CCC 2016. Así fue que se creó el taller abierto a todos los creadores para enseñar ese nuevo programa.

Déjame decirte que independientemente de los limitadísimos recursos tecnológicos del Departamento de Nuevos Medios del ISA los objetivos conceptuales de sus talleres, así como el rigor creativo de sus estudiantes y profesores, son muy altos, sin dudas dignos de admirar. Encontrarme este grupo creativo ha estimulado en mí un deseo de continuar actividades de colaboración en la medida de nuestras posibilidades.

Un diseño gráfico por Consuelo Castañeda en CCC 2016.
Cortesía de Consuelo Castañeda.

¿Cuáles son los planes futuros de Consuelo Castañeda?. ¿Esta Cuba inscrita como plaza en estos horizontes?

La respuesta es sí. Te confieso que mi regreso a la Habana estuvo asociado a dos proyectos de exhibiciones. La primera fue CCC 2016. Para la segunda exposición tengo la intención de presentar la instalación de la espiral, Homenaje a Gego, y tendrá lugar en diciembre la durante el Festival Internacional de Cine Latinoamericano, en su sede principal. Veremos.

Consuelo Castañeda presenta mañana su instalación y una sesión VJ, en el marco del Festival Internacional de Cine de la Habana. Diciembre 9, 6 PM.

Consuelo Castaneda. Instalación & Sesión VJ
Rafael DíazCasas historiador del arte y curador independiente con sede en Nueva York. Interesado en Arte Moderno y Contemporáneo, con un enfoque en Arte Latino Americano. Él escribe sobre el arte y la cultura para varias publicaciones. Co-Autor Hard Light: The work of Emilio Sanchez, Prestel, Londres – New York, 2011. Actualmente está trabajando en una monografía y un documental sobre la historia de la abstracción en la segunda mitad del siglo XX en Cuba.