Julio Larraz, Campamento y Madrigales, 2015
Cortesía de Ameringer McEnery Yohe

Esta noche, Julio Larraz abre su primera muestra individual en la galería Ameringer McEnery Yohe, de Chelsea. En entrevista con el editor de Noticias de Arte Cubano Howard Farber, Larraz compartió acerca de su creación, influencias y el efecto que él quisiera lograr en la audiencia tras el encuentro con sus obras.

Ha tenido una larga y destacada carrera. Dónde considera usted que se encuentra su práctica creativa actualmente? Como artista, qué te interesa en estos momentos?

Aún estoy aprendiendo. Como artista mi interés está en la reacción de los colores, la mezcla de colores. Estoy explorando nuevas maneras de realizar una pintura. El artista que dé la espalda al aprendizaje está listo (a) para un obituario.

Para nuestros lectores fuera de los EE.UU: además de la galería Ameringer McEnery Yohe en Nueva York, que presentará esta muestra, qué otras galerías exhiben sus obras?

Me representa la Galleria d’Arte Contini en Italia, Contini Art UK en Londres y Ascaso Gallery en Miami.

Julio Larraz, Dreaming in Longhi, 2015
Cortesía de Ameringer McEnery Yohe

¿Sigue el proceso del arte cubano contemporáneo? Considera que existe artistas cubanos en la isla o en el exterior cuyas obras son interesantes?

No sigo ni el arte cubano contemporáneo, ni ningún otro de la isla. El artista es como una mina, se debe cavar para encontrar el camino correcto.

Algunos artistas dicen que es el artista cubano más exitoso comercialmente. Otros dicen que no eres lo suficientemente cubano.

Ambos están en lo cierto.

Julio Larraz, All Honorable Men, 2006
Cortesía de Ameringer McEnery Yohe

Antes de asumir el arte como profesión, tuvo gran éxito como caricaturista y humorista político. Extraña eso?

La caricatura fue una expresión artística muy popular dentro del periodismo cubano antes de 1959. Después desapareció. ¡Qué pena! La caricatura en efecto tiene que ver con el sentir de las personas, y fue eminentemente mostrada por Honoré Daumier, Thomas Nast,  David Levine…

Julio Larraz, Sunset at Cape Laplace, 2014
Cortesía de Ameringer McEnery Yohe

En pasadas entrevistas, mencionó a Edward Hopper como una de sus influencias. Eso es sorprendentemente evidente en lienzos como Sunset at Cape Laplace. ¿Pudiera hablar un poco sobre Hopper en su obra?

Edward Hopper fue un “wadi” en el mundo del arte de 1930s, 40s y ’50s, donde el arte realista era tan americano como el pollo frito. Eso llegó a prohibirse como ocurrió con la abstracción en Rusia, Alemania, donde fue considerado arte degenerado; aquí estuvo a un paso de ser considerado así.

Su arte se ha descrito de disímiles formas, muchas de ellas contradictorias: realista, surrealista, sutil, exagerado, irreal, contemplativo, épico y más. ¿Existe alguna descripción de su arte que considere aceptada?

Creo que todas ellas lo son. Cada quien tiene su propia interpretación del arte, es una experiencia íntima. Creo que depende de lo que vean tus ojos…

¿Qué le gustaría que el espectador aprehenda de su arte?

La mezcla fascinante de su respuesta personal y el impacto visual. Sólo así la pintura les pertenecerá.

Howard Farber es el publicador y editor-en-jefe de Cuban Art News. Co-fundador y director de la Fundación Farber, organización patrocinadora de Cuban Art News. Con su esposa Patricia, Farber ha participado activamente en la cultura internacional de los últimos cuarenta años, como coleccionista de arte y mecenas. Los Farbers dieron un vuelco hacia el arte cubano contemporáneo en el 2001